Redacción BM Editores.

En una acción inédita, oportuna e inteligente, que demuestra la importancia de las reacciones rápidas para hacer frente a las emergencias sanitarias, la Organización de Porcicultores Mexicanos (Opormex) dio a conocer el inicio de una campaña, que emprenderá en conjunto con el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica), para ofrecer 50 mil pesos de recompensa por el primer caso de Fiebre Porcina Africana (FPA) reportado en México, como medida preventiva dada la situación del virus en nuestro continente.

A pesar de que el virus no está aún presente en territorio nacional, y en un esfuerzo por fomentar la notificación rápida y oportuna de productores, desde la Opormex anunciaron esta recompensa y la reposición total de los cerdos infectados, ante el primer reporte de Fiebre Porcina Africana que sea ubicado y notificado en México.

El presidente del organismo, Heriberto Hernández Cárdenas, explicó en el webinario “Cómo enfrentar la FPA: aprendizajes de Asia y visión de la situación actual”, organizado por Cargill Animal Nutrition México (CAN), que lo que se busca es que el productor se sienta respaldado ante esta amenaza sanitaria y que con base en esa confianza responda de inmediato ante un caso de emergencia.

Comentó que este recurso provendrá en su totalidad de las aportaciones de los agremiados, por lo que convocó a que de manera urgente se concrete un fondo de aseguramiento de carácter federal, para garantizar que los afectados hagan un reporte inmediato en caso de que la enfermedad logre introducirse en el país.

Detalló que la campaña titulada “Se busca asesino de los cerdos”, está orientada a pequeños productores y los médicos veterinarios responsables de estas granjas o unidades de producción, quienes tendrán que confirmar en los laboratorios del Senasica, la positividad de la FPA.

Por lo pronto Opormex y Senasica trabajan intensamente en puertos, aeropuertos y fronteras para enfrentar cualquier riesgo, por lo que los agremiados dispusieron de los fondos económicos para la contratación de 28 especialistas que se desempeñan en 11 puntos de inspección, estrategia que les ha dado la certeza de que los servicios veterinarios están haciendo lo que les corresponde para evitar la entrada de la enfermedad porcina.

Mariano Berdegue, vicepresidente para márketing estratégico y tecnologías de CAN, coincidió en la importancia de compensar a productores para controlar cualquier brote, y recordó que en Vietnam no se hizo de esta manera, lo que provocó una subnotificación, y ocasionó la propagación de la Fiebre en ese país.

Resaltó que en Cargill a nivel global, han aprendido de las incidencias en las regiones afectadas, y con base en esto se creó una estrategia holística contra la FPA, que contempla: Programas de bioseguridad; higiene del alimento e inmunidad mejorada de los cerdos, esto como aspectos complementarios.