Un vistazo a la salud. Fiebre aftosa y Bio-seguridad

0
2203

Artículo Técnico ABS

Los problemas de bio-seguridad son de creciente importancia en las granjas. Este artículo tiene la finalidad de informarle sobre la fiebre aftosa (FA) y cómo es que se ha vuelto una amenazadora realidad en algunas partes del mundo. También trata de cómo los problemas de bio-seguridad son de creciente importancia para los productores de todo el mundo.

¿Qué es la fiebre aftosa?

La FA es una enfermedad viral contagiosa de los animales de pezuña hendida que se conoce desde hace aproximadamente cuatro siglos. La FA puede causar la muerte o formar ampollas que incapacitan al ganado. Vacas, cerdos, borregos, cabras y venados son altamente susceptibles y pueden mostrar síntomas clínicos de la enfermedad después de sólo 2 a 8 días. El período de incubación es de 2 a 14 días. El ganado con FA puede mostrar uno o varios de los siguientes síntomas: caída dramática en la producción lechera; ampollas dolorosas dentro y fuera de la boca, ubres, pezones y/o pezuñas; y los animales se quedan cojos (incapacitados). Las pezuñas están sensibles al tacto; la fertilidad se ve comprometida y los animales jóvenes generalmente mueren. Algunos animales viejos mueren, por lo que son más sensibles de tener pérdidas permanentes de desempeño y algunos más continuarán y se convertirán en portadores persistentes de la enfermedad. El virus responsable de la FA fue identificado en 1897. Como la FA es un virus, puede mutar y cambiar en virulencia al virus de la influenza. El único camino efectivo para eliminar el virus en el hato es destruir los animales.

¿Cómo se disemina la fiebre aftosa?

La fiebre aftosa se disemina fácilmente de muchas formas. Los animales que viven juntos rápidamente lo propagan en el hato por aerosoles y por las secreciones de las vesículas rotas. Las personas sin saberlo pueden diseminarla. La gente que ha trabajado alrededor o que ha estado cerca de los animales infectados, puede inadvertidamente llevar y diseminar el virus en su equipaje, sus automóviles, la ropa, zapatos y aún por un período de tiempo corto (hasta 2 semanas) en los senos nasales y las amígdalas. El virus también puede viajar en el viento hasta 40 millas o más. Esto lo convierte en un reto para controlar la propagación de la FA. Todas estas razones son el por qué hemos escuchado o experimentado, cómo el Reino Unido está tratando actualmente de detener los casos recientes de fiebre aftosa (la FA no está ligada a ninguna enfermedad humana).

La Dra. Logan, una veterinaria del Estado de Texas y directora de la agencia reguladora de salud en ganado, asegura que de los nuevos casos de fiebre aftosa alrededor del mundo «cerca de dos tercios de los brotes de FA se atribuyen a la introducción y alimentación de carne contaminada, productos cárnicos o desperdicios, a los animales.»

Adicionalmente, cerca del 25% de las infecciones se han diseminado por transmisión en el aire y aproximadamente el 10% son por la importación de ganado infectado o de objetos o personas contaminados.

La fiebre aftosa puede ser transmitido a otros animales a través del semen o de otras membranas mucosas.

¿Cuánto tiempo pueden durar brotes como este de fiebre aftosa?

Esto es difícil de responder ya que depende de qué tan rápido pueden ser localizadas las fuentes de la enfermedad, qué tan fácilmente otros rebaños, personas, etc. pueden ser contactados por estar aislados, y qué tanto las áreas afectadas pueden ser bloqueadas del más mínimo contacto con todas las fuentes posibles.

Puede decirse que es una pesadilla logística el facilitar el control y erradicación de un brote en cualquier país y podría costar millones o más sólo para un caso aislado. Afortunadamente el Reino Unido y Europa tienen establecidos buenos sistemas de identificación nacionales para fácilmente señalar las fuentes y para rastrear de dónde y a dónde se han movido los animales para aislar el problema más rápidamente.

De acuerdo con el Dr. Brown, una vez que se haya contenido la FA y no hayan aparecido más casos tomará de 3 a 4 semanas para que el ambiente esté inactivo. Esto significa que después de que la despoblación haya ocurrido, es necesario limpiar y desinfectar las áreas y después dejarlas preparadas hasta 16 semanas antes de volver a repoblar las zonas infectadas.

¿Hay vacunas disponibles para la fiebre aftosa?

Sí, sin embargo sólo se utiliza ocasionalmente en situaciones de emergencia para crear una zona «libre de la enfermedad» alrededor del área afectada. Así como las vacunas de BVD, los animales vacunados darán positivo a la enfermedad; por lo tanto esos animales no pueden ser enviados internacionalmente.

¿Qué precauciones deben tomar los productores para minimizar tanto el contagio como la diseminación de dichas enfermedades?De acuerdo a la Dra. Logan, urge a los productores de ganado a elevar su vigilancia y tomar precauciones para proteger sus hatos de una posible contaminación. Si alguien ha viajado internacionalmente, deben tomarse precauciones extra para desinfectar botas y equipo que pudieran haber estado en el viaje, lavar la ropa, etc. También sugiere limitar el tráfico
vehicular y los visitantes en sus instalaciones.

» Lo que es especialmente importante es, sí los animales fueron comprados o llevados a su hato de otro lugar, deben estar aislados del resto del hato por 30 días,» dice el Dr. Brown.

«Tal y como hacemos en ABS, asegúrese de que los animales no muestran síntomas de ninguna enfermedad antes de llevarlos a la mayor población de su hato. Esto es parte de lo que yo creo que cada hato debe tener – un plan de bio-seguridad. Los dueños de los hatos deben tener un plan de cómo tratar con los visitantes, los animales que llegan al hato y un programa de monitoreo de enfermedades.»

¿Qué otras cosas puedo hacer yo o la demás gente que frecuentemente visita muchos hatos?

«Tenga una camioneta limpia, un par de botas limpias y desinfectadas, y cubiertas limpias en cada parada,» es la rápida respuesta del Dr. Brown. También es muy importante tener equipo limpio, incluyendo su termo de semen, accesorios de inseminación y su papelería. Muchas enfermedades como IBR, BVD, Salmonelosis, posiblemente la enfermedad de Johne, pueden diseminarse con el estiércol. En adición, el uso de guantes desechables para inseminar las vacas, es importante también, las investigaciones demuestran que la Leucosis puede ser transmitida de vaca a vaca a través del uso repetido de guantes. Y el precedente ha sido establecido en este artículo. » Percepción es realidad».

¿Cuál es la moraleja de la historia?

Si es usted alguien que visita hatos o que compra semen, no tiene usted preocupaciones inmediatas; SIN EMBARGO, como siempre, todos debería practicar buenas medidas sanitarias y considerar fuertemente el tener establecido un plan de bio-seguridad en el hato. Adicionalmente los E.U. y otros países pueden tener otra preocupación importante en mente – identificación. No solamente es importante desde el punto de vista de consanguinidad, pero es absolutamente crucial y puede llegar a ser obligatorio en el futuro , como lo es la necesidad de rastrear el movimiento de los animales e incrementar las fuentes para situaciones como ésta.

Si desea mayor información sobre la fiebre aftosa, aquí está un útil sitio en la web:
http://aleffgroup.com/avisfmd/