Enrique Morales
[email protected]

Sánchez R. Ezequiel
[email protected]

Resumen.

Las aves de postura en piso seleccionan un sitio de postura (nido) el cual puede verse afectado por varios factores, entre los que destaca la ubicación, la intensidad lumínica, presencia de perchas, tipo de sustrato, la presencia de las cortinas, el tipo de crianza, etc.

Esto tiene una repercusión importante pues determina el porcentaje de huevo sucio y tiene un impacto económico negativo en la industria avícola, se emplearon aves ligeras, donde se colocaron aleatoriamente cortinas de un color distinto en los nidos y algunos nidos sin cortina, como grupo testigo; como parte de un enriquecimiento ambiental para las aves de postura en piso. Con el fin de conocer si este patrón de postura fue o no dependiente de la localización del nido, se realizó una prueba de Xi cuadrada para contrastar la hipótesis de independencia entre color de cortina y localización del nido. Los resultados de la prueba estadística mostraron que ambas variables son independientes (P=0.08). Se observó la preferencia de las aves para realizar la postura en los nidos con cortina de color rojo. En el presente trabajo encontramos que en corto tiempo las aves en reproducción pueden cambiar su preferencia de nido para realizar la ovoposición. La diversidad de opciones favoreció la producción de huevo limpio.

Introducción.

En las aves de postura la presencia del nido motiva la puesta, permitiendo una mejor producción, así como el bienestar animal(3). Algunas condiciones como intensidad lumínica, sustrato del nido y temperatura pueden favorecen mayor postura en dichos nidos.

Con el fin de conocer si las aves son capaces de elegir el sitio donde realizarán la ovoposición y si dicha elección es debida a su predilección por algún color, se planteó el siguiente experimento.

Material y métodos.

El trabajo se realizó en el Centro de Enseñanza, Investigación y Extensión en Producción Avícola (C.E.I.E.P.Av), de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia, de la Universidad Nacional Autónoma de México, empleando una caseta de ambiente natural, con cama de paja de 80 m2 (8 m de ancho x 10 m de largo). Las aves contaban con comederos tipo tolva manuales y bebederos de campana semiautomáticos.

Se utilizaron nidos de lámina con tres niveles cada uno con 5 espacios, ubicados en sitios diferentes, dentro de la caseta. Se asignó aleatoriamente a cada nido un color de cortina (azul, rojo, naranja, verde) al grupo testigo no se colocó cortina.

Animales.

Se emplearon 117 aves de postura de 70 semanas de edad.

Alimentación.

Las aves se alimentaron con una dieta tipo práctica a base de maíz y pasta de soya, el agua y el alimento se proporcionaban ad-libitum.

Tratamientos.

Se colocaron cortinas de cuatro colores diferentes en 44 nidos al azar, dejando 11 nidos sin cortina que sirvieron como testigo.

Obtención de muestras.

Una vez que las aves se adaptaron a las cortinas se recolectó el huevo diariamente cada hora, por un período de tres días, colocando los datos en un registro.

Análisis estadístico.

Los resultados fueron analizados con una prueba de Xi cuadrada de independencia, fijando un nivel de significancia de 0.05. Se utilizó el paquete estadístico R (R Core Team [2017]. R: A language and environment for statistical computing. R Foundation for Statistical Computing, Vienna, Austria) para el análisis de los datos.

Resultados y discusión

El conteo de huevos por nido y por color de cortina, obtenido durante tres días consecutivos se muestran en la Tabla 1. Con el fin de conocer si este patrón de postura fue o no dependiente de la localización del nido se realizó una prueba de Xi cuadrada para contrastar la hipótesis de independencia entre color de cortina y localización del nido. Los resultados de la prueba estadística mostraron que ambas variables son independientes (P=0.08).

Se puede observar que durante el periodo de experimentación las aves realizaron la ovoposición con mayor frecuencia en los nidos con cortinas rojas (92), cuyo valor representa prácticamente el doble de la postura obtenida con otros colores de cortina (azul, 46; naranja, 45; verde, 42) o de aquellos nidos sin cortina (34). Cabe destacar que las gallinas tuvieron mayor inclinación a la ovoposición en los nidos con cortinas color rojo sin importar su localización dentro de la caseta.

Las elección el color rojo concuerda con otros autores(1,2). Aunque no está claro si los animales categorizan los colores(1), tal vez los estímulos cromáticos influyan en la selección del nido.

Las preferencias del color cambian con la edad, habría que establecer las diferencias entre el comportamiento innato o el aprendizaje.

Se sabe que la elección de las aves para escoger un nido puede verse modificada por muchos factores, las cortinas de colores en los nidos podrían relacionarse con el bienestar de las aves, así como la obtención de mayor número de huevo limpio(2)(3).

Conclusiones

Bajo las condiciones experimentales expuestas en el presente trabajo se puede concluir que las gallinas presentaron una marcada preferencia por los nidos con cortinas rojas y la localización del nido dentro de caseta, aunque el color de la cortina es un factor que influye la predilección del nido, esta predilección es independiente a la ubicación de los mismos. Se recomienda realizar más investigación acerca de la preferencia de colores en los nidos por periodos de tiempo más prolongados, para reforzar estos hallazgos.

Referencias

1. A.D. Ham and D. Osorio. Color preferences and colour vision in poultry chiks. Proc. R. Soc. B (2007) 274, 1941–1948. June 2007

2. Ann Taylor, W. Sluckin& Rosemary Hewitt. Changing Color Preferences of chicks. Anim. Behav., 1969, 17, 3-8

3. Cooper, J. J., and M. C. Appleby. 1995. Nesting behaviour of hens: Effects of experience on motivation. Appl. Anim. Behav. Sci. 42:283–295.

Artículo publicado en Los Avicultores y su Entorno