Mejorando la rentabilidad de la producción de huevo comercial a través del manejo del peso de la pollita ponedora

Eduardo A. Vicuña S. y Chasity M. Pender.
www.biomin.com

El peso corporal de las pollas en etapa de levante determina la madurez sexual y su desempeño zootécnico en producción. La salud intestinal es crítica en el logro del peso vivo esperado y el buen desempeño zootécnico del lote. El adecuado y uniforme peso corporal de las aves determina el momento en el que ellas alcanzan su madurez sexual, asegurando un inicio temprano de la postura y un pico alto de producción.

Una apropiada uniformidad de los pesos de la parvada permite llenar los requerimientos nutricionales del lote con un mismo tipo de dieta. Idealmente, la uniformidad de los lotes debe estar sobre el 85% al inicio de la producción. Pollas con pesos por debajo del estándar tienden a alcanzar su madurez sexual de manera tardía. Los lotes con un alto número de aves con una condición corporal por debajo del estándar producen una menor cantidad de huevos por ave alojada al final del ciclo productivo en comparación a lotes con un apropiado desarrollo. Una pobre conformación significará un insuficiente desarrollo de los sistemas gastrointestinal y reproductivo entre otros.

FUERA DEL RANGO

Existen numerosas consecuencias a causa del sobre peso al final del periodo de crianza. Las aves con sobre peso no presentan una correcta retracción de la mucosa vaginal y se predispone la presentación de prolapsos. Esta eversión de la mucosa desencadena picaje y como consecuencia incremento de la mortalidad y reducción de la producción de huevo. Adicionalmente, el sobre peso incrementa los requerimientos nutricionales basales y la producción de huevo de gran tamaño no vendible, situaciones éstas que reducirán la rentabilidad del negocio.

FITOGÉNICOS

Estos extractos de plantas con actividad biológica han demostrado importantes beneficios reforzando la barrera intestinal tanto anatómica como fisiológicamente y como consecuencia optimizando la digestibilidad de los ingredientes de la dieta y absorción de los nutrientes. Estos efectos positivos se manifiestan gracias a la estimulación de secreciones enzimáticas y biliares, y a la protección de la integridad intestinal por medio del mantenimiento de la eubiosis y la secreción de moco. Las enzimas pancreáticas son parte importante de la digestión de nutrientes como lípidos, carbohidratos y amino ácidos. La optimización de la digestibilidad así como también la protección de la integridad intestinal favorece la absorción a través del epitelio intestinal. Estos efectos reducen la disponibilidad del sustrato libre para el mantenimiento y proliferación de patógenos entéricos, evidenciándose su poder antimicrobial. En general, la inclusión de fitogénicos favorece el desarrollo de la futura ponedora.

PROBIÓTICOS

Los probióticos estabilizan la microbiota gastrointestinal por medio de la prevención de la colonización de patógenos como Echerichia coli, Salmonella y Clostridium, y la influencia benéfica del microambiente intestinal. La efectividad de los probióticos es modificada por el tipo de cepas de microorganismos que ellos contienen. Con frecuencia, el uso de más de una cepa puede ser más efectiva que la incorporación de un solo tipo de bacteria benéfica. Otro de los beneficios observados en el uso de los probióticos es la mayor absorción de nutrientes debido al incremento en la longitud de las vellosidades intestinales y en la secreción de importantes enzimas digestivas como la amilasa.

Adicionalmente, estudios científicos han demostrado que la respuesta inmunológica se potencializa en aves bajo los efectos de los probióticos.

La salud intestinal es un importante factor con el que se debe contar en la búsqueda de una óptima condición corporal en las pollitas de levante. La integridad del intestino puede verse afectada por numerosos factores tales como patógenos entéricos, materias primas de pobre digestibilidad así como también algunos estresores medio ambientales.

Estos factores pueden desencadenar la cascada de eventos que componen la respuesta inflamatoria resultando en un costoso proceso metabólico. Este costo metabólico desvía la utilización de nutrientes de los procesos encaminados a lograr una óptima condición corporal, en su lugar los nutrientes son destinados a la producción de quimioquinas y movilización de células de defensa en el lugar de reparación tisular.

Por otra parte, el proceso inflamatorio ocasiona anorexia, disminuyendo aún más la disponibilidad de nutrientes en el organismo. Afortunadamente, la naturaleza ofrece alternativas que son capaces de contrarrestar los efectos negativos de estos procesos. La inclusión de fitogénicos y probióticos en la dieta de las aves han mostrado efectividad a este respecto.

Aves de bajo peso tienden a alcanzar su madurez sexual tardíamente y a producir menos huevos en su vida productiva en comparación con animales bien conformados.

IMPACTO DE LA INFLAMACIÓN EN EL DESEMPEÑO

La inflamación es un costoso proceso fisiológico que ocasiona una reducción en el consumo de nutrientes y energía como consecuencia de la depresión del consumo (anorexia) y la demanda de una significativa cantidad de energía para la movilización de células de defensa, la hiperemia y la reparación tisular.

La incorporación de fitogénicos, probióticos y ácidos orgánicos en combinación favorecen la digestión de ingredientes y absorción de nutrientes por medio de la reducción de la proliferación de patógenos intestinales, la modulación de la respuesta inmune y la protección de la integridad intestinal.

ÁCIDOS ORGÁNICOS:

El alimento de los animales ha sido identificado como un transportador potencial de numerosos patógenos que pueden causar problemas de salud no únicamente por la ingestión de contaminantes, sino también porque los seres humanos pueden entrar en contacto con estos animales contaminados. El alimento puede contaminarse por la utilización de materias primas con alto contenido microbial obtenido desde el momento de la cosecha y/o por contaminación cruzada en lugares como fábricas de alimento, vehículos y silos.

Una vez las bacterias son ingeridas, pueden llegar hasta el tracto gastrointestinal y causar un gasto metabólico muy importante y como consecuencia una disminución del desempeño del ave. Por muchos años, la ciencia ha demostrado que los ácidos orgánicos pueden disminuir el recuento bacteriano en el alimento de los animales. El mecanismo de acción mediante el cual los ácidos orgánicos expresan sus efectos benéficos incluye su habilidad para impedir la regulación del pH intracelular de las bacterias, ocasionando su muerte, reduciendo el pH a nivel intestinal, creando un ambiente hostil para la proliferación bacteriana y promoviendo la actividad enzimática. A través de estos mecanismos, los ácidos orgánicos reducen la proliferación de patógenos intestinales y promueven el desarrollo de las aves en crecimiento y su futuro desempeño en producción.

IMPACTO DE LOS PROCESOS INFLAMATORIOS EN EL DESEMPEÑO

La inflamación es un costoso proceso fisiológico cuando se presenta de manera crónica. Este proceso no únicamente reduce la utilización de la energía en funciones vitales y productivas (anorexia), sino que también demanda una significativa cantidad de energía en la migración y actividad de células inmunes, hipertermia y reparación de tejidos.

RESUMEN

Una efectiva digestión del alimento, absorción de los nutrientes e inversión de estos productos, facilitan el desarrollo corporal de la pollita ponedora e incrementan la uniformidad de los pesos en la parvada. El inicio temprano de la producción de huevo, el momento en el que se alcanza el pico máximo productivo, así como también el logro de un buen número de semanas por encima del 90% de las gallinas en postura se alcanza únicamente con aves que han conseguido la conformación corporal ideal y una madurez sexual en el momento apropiado.

Adicionalmente, una buena estructura corporal asegura un correcto funcionamiento del sistema reproductor y una mayor cantidad de huevos vendibles. En consecuencia de todo lo anterior se obtendrá una mayor rentabilidad del lote.

Fitogénicos, prebióticos y ácidos orgánicos en combinación reducen la proliferación bacteriana, modulan la respuesta inmune, protegen la integridad del intestino y propenden por una mejor digestión y absorción de ingredientes y nutrientes. La incorporación de estos aditivos disminuye el desencadenamiento de procesos inflamatorios, optimiza la utilización de nutrientes y energía, y mejora la conversión alimenticia favoreciendo el desempeño de las aves.

Eduardo A. Vicuña S. y Chasity M. Pender.
Gerentes de Servicios Técnicos.
Biomin.
www.biomin.com

Artículo publicado en Los Avicultores y su Entorno

Empresa Biomin